Esta es la primera piscina transparente de gran altura que conecta dos edificios | La vida

Esta es la primera piscina transparente de gran altura que conecta dos edificios | La vida 2

Esta imponente piscina transparente que conecta dos edificios a gran altura, va a ser la próxima atracción que vas a querer visitar.

Ahora con la llegada del verano, seguro que te apetece irte a la piscina, pero si quieres probar una piscina completamente innovadora, quizás te interese pasarte por Londres porque acaban de estrenar la que es la primera piscina que yace entre dos edificios ya gran altura.

Ahora los residentes de Jardines de la Embajada en Londres van a poder nadar en una piscina de 25 m de largo entre dos edificios de gran altura, en concreto a 35 m de altura, mientras miran hacia el suelo a través de su piso acrílico transparente de 35,5 cm de espesor. Sí, es la primera piscina transparente entre dos edificios ya gran altura que existe en el mundo, y está relativamente cerca en el Reino Unido.

Esta piscina llamada Piscina del cielo ha sido diseñado por HAL Architects, incluidas las firmas de ingenieros Arup y Eckersley O’Callaghan, y el fabricante de acrílico estadounidense Reynolds Polymer Technologies.

Sobre la razón por la que el equipo de ingenieros ha apostado por el acrílico en lugar del vidrio, es porque “el acrílico es mucho más liviano, su claridad es mucho mejor, y la capacidad de crearlo en una pieza uniforme es mucho más sencillo”, Explica Paul Gardner, vicepresidente de ingeniería, calidad y seguridad de Reynolds Polymer.

La razón por la que jamás antes se había creado una piscina entre dos edificios, es debido a la compleja ingeniería que hay detrás de la conexión entre los mismos, y encima a gran altura. Y es que la piscina debe soportar el peso del agua, así como la cantidad de presión creada en ambos lados de la misma, y ​​eso teniendo en cuenta el factor del viento.

Además, los edificios de gran altura generalmente se mueven un poco debido a la carga del viento y al asentamiento de los cimientos, y cada uno de forma individual.

Por lo tanto, la creación de un vínculo entre dos edificios que se mueven de forma independiente es otro factor importante que han tenido en cuenta los ingenieros.

Otro desafío, fue el transporte de la piscina desde Grand Junction en Colorado hasta el centro de Londres, y es que la estructura de la piscina pesa aproximadamente 55.398 kilos.

Para que su viaje no sufriera ningún tipo de inconveniente, se llegaron a cerrar las carreteras, se eliminaron los semáforos y las señales de cruce, y fue escoltado por la policía en un viaje de tres semanas. Después tuvo incluso que ser transportado por el río Támesis llegando finalmente a su destino final gracias al uso de una grúa móvil.

Deja un comentario